EL MUSEO


El Museo del Virreinato de San Luis Potosí fue abierto al público el 17 de septiembre de 2003.

 

Está ubicado en el antiguo convento de la Orden de los Carmelitas Descalzos. En la histórica plazoleta del Carmen, en el corazón del Centro Histórico de San Luis Potosí.

 

Actualmente, cuenta con 9 salas de exposiciones permanentes y 1 sala de exposiciones temporales. Es un organismo público descentralizado perteneciente a la Secretaría de Cultura del Gobierno del Estado de San Luis Potosí.

 

Es un espacio que muestra una colección de más de 50 piezas entre pinturas, grabados, réplicas, esculturas y objetos de arte religioso que componen una breve pero significativa historia del virreinato en San Luis Potosí.

 

Es uno de los pocos edificios en la ciudad que puede considerarse como un recinto histórico sobreviviente a la Nueva España, a pesar de sus múltiples mutilaciones y transformaciones, el edificio cuenta con una historia de más de 270 años.


FUNDADORES Y BIENHECHORES


El fundador patrón del convento y la orden fue Nicolás Fernando de Torres quien nació en Guadalquivir, España en 1671.

 

"Luego dejé las costas españolas y traspasé al mar. Llegué muy joven a la ciudad de San Luis Potosí en el reino de la Nueva España, y en el obispado de Michoacán. Los mineros  me aceptaron como compañero en un tajo del Cerro de San Pedro, un real de minas cercano a la ciudad, el 11 de noviembre de 1691. Hacía poco que había cumplido los veinte años".

 

La mayoría de su familia era devota de la virgen del Carmen, tal como él mismo lo denota en su diario personal.

 

"En efecto, mi madre, mi hermana menor y mi esposa fueron bautizadas con el nombre de Teresa, el de la reformadora de la orden. Puedo recordar sin dificultad que en El Barrio de Triana de mi natal Sevilla existe el convento de Nuestra Señora de los Remedios, de carmelitas descalzos, de cuya iglesia es difícil olvidarse, pues al salir de la ciudad los viajeros se despiden de ella".

 

La fundadora, esposa del fundador fue Gertrudis Teresa Maldonado y Zapata que nació en San Luis Potosí en 1681.

 

Al morir Nicolás, su esposa Gertrudis heredó todos los bienes del mismo y pidiéndole la ordenanza de cada una de las indicaciones dejadas por éste. Sin embargo, su esposa resultó ser más rica que el propio Nicolás.

 

"Basta con pensar que si don Nicolás no hubiera casado con doña Gertrudis no hubiera habido ni fortuna, ni fundadores, ni convento, ni iglesia grande, ni Libro, ni todo lo demás. La vida callada de esta dama potosina al lado de un hombre todo espíritu comercial, como fue su marido, no pudo pasar en balde durante los 32 años de matrimonio.

 

Ambos murieron en la ciudad de Querétaro. La comunidad potosina de carmelitas los honró en grande al concluir las celebraciones de su iglesia del Carmen. Trasladando los restos de ambos de aquella ciudad a la nuestra.

 

"Los carmelitas pusieron una elevada pira bajo la cúpula de la iglesia; arriba los huesos de los esposos y en derredor gran número de luces. Al terminar la misa, el definido tercero, fray Mateo de la Santísima Trinidad, predicó un sentido sermón. Después, el padre provincial y sus cuatro definieres o consejeros tomaron en sus manos el arca que contenía los huesos y la metieron en una bóveda abierta en el presbiterio, en el lado antiguo del evangelio".

 

Actualmente, puede observarse una placa de cantera con un texto el latín que cuenta las fechas del traslado de ambos y una pintura al óleo de autor anónimo nos recuerdan la importancia de ambos en la erección de ambos edificios novohispanos.


CONVENTO


Comenzó su construcción en 1750, logrando su mayor avance y posterior finalización en 1753. La construcción del edificio tuvo complicaciones económicas, debido a que habían decidido comenzar la construcción de la iglesia y el convento al mismo tiempo, optando primero por terminar la construcción del convento para después comenzar la de la iglesia que concluyó en 1763.

 

"Podemos deducir que era rectangular y abarcaba su frente desde el muero del cubo de la torre ––salvo la portería que avanzaba hacia el poniente–– hasta donde está hoy la columna extrema del sur del pórtico del Teatro de la Paz".

 

"La huerta se extendió también en forma rectangular, abarcando toda la actual 'alameda'. Atrás de la iglesia se recortaba para dar paso a la fachada del segundo hospicio y oratorio. En el suroeste lograba más terreno por la escuadra que formaba la calle de la 'puerta falsa', que venía desde la plazuela de San Francisco y cortaba hacia el sur formando tal escuadra donde existía la 'puerta falsa' o 'puerta de campo'".

 

En 1870 el convento, después de ser arrebatado a la orden de los carmelitas, fue destinado como uso de cárcel, según cuenta el historiador Manuel Muro:

 

"Siendo gobernador el señor general don Mariano Escobedo, quito la cárcel de hombres del local en que estuvo muchos años pertenecientes al edificio del palacio del Estado y la cambió al exconvento del Carmen, arreglando para el objeto la mayor parte del edificio. La translación de los presos fue el día 20 de noviembre de 1870".

 

Para el año de 1880, Manuel Muro, presidente del ayuntamiento de la ciudad mandó abrir la calle 1ª de Itúrbide ––actualmente conservar el mismo nombre y separa al Teatro de la Paz del Museo del Virreinato–– partiendo en dos el edificio y atravesando el jardín, parte del convento y la cárcel. Además, en el mismo año vendió tres enormes lotes de terreno que pertenecían la convento, dándole espacio al Teatro de La Paz que sería construido por el gobierno de Porfirio Díaz en 1889.

 

Actualmente, únicamente se conservan desde 1768 el claustro de las procesiones ––jardín del museo––, la sala de profundis ––actual auditorio––, la tribuna y las antiguas celdas de los frailes ––oficinas administrativas––.


Horarios: martes a sábado de 10:00 a 19:00 y domingos de 10:00 a 17:00 horas

Últimos ingresos 18:30 y 16:30 horas, respectivamente.

Los lunes permanece cerrado el museo, excepto área administrativa.

Ubicados en Villerías #115 en la Plaza del Carmen en el Centro Histórico de San Luis Potosí.

Más información en: info@museodelvirreinato.org